Promoción hotelera, clave del éxito en la actualidad

Promoción hotelera, clave del éxito en la actualidad

El contexto en el que se sitúa una empresa es el que va a terminar dictaminando qué tipo de publicidad va a realizar esta entidad. No cabe duda de que este entorno no solo influye, sino que además es determinante a la hora de que la empresa defina su objetivo y su estrategia. Y es que no tener en cuenta un factor tan importante como ese es sinónimo de un fracaso prácticamente seguro. Quienes lo han experimentado lo saben mejor incluso que nosotros. Y seguro que han tomado nota de los errores que se han cometido.

Pongamos un ejemplo que ilustre lo que hemos comentado en el primer párrafo y del que vamos a hablar a lo largo de todo el artículo. Ese ejemplo es la ciudad de Barcelona y el negocio relativo a los hoteles. A la hora de desarrollar su estrategia publicitaria, un hotel no puede dejar de lado la ciudad en la que se encuentra. Tiene que saber que, en el caso de Barcelona, existe una competencia feroz y que ésta es una de ciudades que más turismo tiene de toda España. Y es que conocer el negocio de primera mano es totalmente necesario.

Los hoteles que trabajan en Barcelona saben a la perfección que deben hacer una inversión de publicidad bastante grande para tomar la delantera en cuanto a preferencias en los turistas y visitantes de la ciudad. No es una labor fácil, desde luego. Hay muchos hoteles en la ciudad y, aunque el gobierno de Ada Colau ha intentado por todos los medios que no creciera en exceso el volumen de hoteles en la ciudad, no lo ha conseguido. Eso habla de la enorme cantidad de hoteles que operan en la ciudad.

Hay un elemento común en la inversión en publicidad que vienen haciendo los diferentes hoteles de la ciudad de Barcelona. No es otra cosa que la fuerte apuesta por una publicidad digital y en Internet. La publicidad tradicional, tal y como han indicado los profesionales del hotel Boria Barcelona, no funciona porque se la ha comido por completo el marketing online, algo que en el caso de un hotel que opere en Barcelona es fundamental y que jamás se puede dejar de lado si se quiere que dicha entidad amplíe su público objetivo y tenga opciones de crecer.

Una ciudad atomizada

Barcelona es una de las potencias turísticas de España. La Sagrada Familia, el Parque Güell, el Camp Nou, la Catedral del Mar… son tantas las cosas que hay que ver en la ciudad que simplemente es imposible hacerlo todo en un par de días. Es por eso por lo que los hoteles siempre suelen tener una ocupación bastante alta en la ciudad a pesar de que son tantas las entidades de este estilo que se mantienen en la ciudad. Pero para sobrevivir en la ciudad es imprescindible realizar una labor de marketing que sea efectiva y que llegue a cuanta más gente mejor.

Un artículo que fue publicado en eldiario.es a principios de diciembre de 2017 puso de manifiesto algo de lo que hablábamos anteriormente: que el número de hoteles en Barcelona había crecido a pesar de que Ada Colau había intentado justamente lo contrario. Este asunto no hizo sino aumentar la ya de por sí enorme competencia que hay en el sector hotelero de la ciudad y que dichos establecimientos aumenten y redoblen sus esfuerzos en materia publicitaria, algo que, desde luego, no todos ellos han podido asumir.

Otro artículo, en este caso del diario El País, aseguraba que el número de camas que se había ampliado en Barcelona durante el año 2017 había sido de 1.815, un número que sigue demostrando que la ciudad sigue apostando por el turismo como medio para conseguir una potencia económica que le haga destacar por encima del resto en este sentido. Teniendo en cuenta el entorno geográfico en el que se encuentra Barcelona, podemos concluir que los hoteles de esta ciudad sacan partido de su clima para hacer económicos sus modelos de negocio.

Lo mejor de todo es que esta gran cantidad de competencia a quien beneficia es a los consumidores finales, que encuentran en Barcelona, y gracias a la competencia entre todos esos hoteles, buenos precios y grandes calidades. Este es uno de los secretos de la ciudad en materia turística. Si eso, además, es capaz de ser transmitido mediante publicidad, que es algo que en la actualidad se consigue en un gran porcentaje de los casos, el resultado es positivo de todas, todas.