¿Cómo elegir una buena agencia de diseño web?

¿Cómo elegir una buena agencia de diseño web?

Hoy en día existen cientos de agencias especializadas en diseño y posicionamiento online y la demanda por este tipo de servicios es incluso aún más alta. Los negocios ahora se manejan en la Internet y todos buscan acceder a este mundo de nuevas opciones y más ventas.

Sin embargo, dicen que en la Internet, no todo lo que brilla es oro; por lo que debes asegurarte que los servicios que estás contratando son de calidad y cuentan con los recursos para llevar tu proyecto a cabo con éxito.

Para escoger la mejor agencia, debes tomar ciertos aspectos en cuenta y el equipo profesional de DCM Web, especialistas en diseño web, nos enumeran cuales son:

Debe ser grandes oyentes

Esta quizá sea la característica más importante de una empresa de diseño de páginas web.  Deben tener la habilidad de escuchar y comprender las necesidades y objetivos de sus clientes, aunque  ni ellos mismos sepan expresarlo. Además, deben  saber hacer las preguntas adecuadas para descubrir más a fondo los objetivos que persigue el cliente.

Deben tener una visión amplia

Una empresa de diseño web también debe saber de  diseño de páginas web, Posicionamiento en buscadores (SEO),  Marketing online, Analítica online, Redes Sociales y Social Media. Esto porque al saber sobre muchas áreas, podrán tener una visión global y satisfacer todos los requerimientos del proyecto que se les presente.

Deben respetar tus ideas pero sabiendo decir si y no

Los buenos diseñadores deben saber escuchar tus ideas, y a la vez poder decirte cuales realmente ayudarán a tu página web a conseguir tus objetivos, y cuales no son las herramientas más adecuadas, a pesar de que sean buenas. Además deben de saber explicar y argumentar porque una idea que aparentemente es buena, realmente no lo es.

Deben tener habilidades de comunicación

Poder explicar de forma clara y fácil de entender la terminología técnica del mundo del diseño web  es casi tan importante como saber escuchar al cliente, ya que este debe poder entender lo que dicen para que la comunicación sea fluida y provechosa para ambas partes.

Deben estar abiertos

Deben querer entender tu negocio y como lo haces y que te diferencia de la competencia, de forma que puedan reflejar esta esencia y filosofía en todos los elementos de tu página web.

Deben saber aplicar lo adecuado

Las páginas web pueden tener múltiples funcionalidades y gadgets, pero no todos estos complementos son adecuados para todas las páginas web de todos los negocios. Por esto, un buen diseñador sabe escoger los adecuados, para evitar sobrecargar tu página con contenido que esté de más o sea inadecuado.

Deben saber balancear los objetivos y el diseño

Suele suceder que muchas empresas o clientes piensan que si invierten en un diseño atractivo y moderno, con cientos de elementos tendencia, esto atraerá a los clientes como moscas hacia su web. Pero un verdadero diseñador sabe que el diseño no se trata de entretenimiento, si no de saber que elementos utilizar en pro de lograr los objetivos de visualización y ventas del cliente, donde a veces, menos significa más.

No deben temer sugerirte cosas que te ayuden a ahorrar dinero

Las buenas agencias de diseño saben darle valor a tu tiempo, por lo que no temerán ofrecerte ideas que te ayuden ahorrar una cosa y la otra. Esto muchas veces implica tanto reducir gastos inapropiados, como sugerirte otros que a priori suponen un aumento en la inversión inicial, pero que después generarán ahorros económicos importantes en tiempos y en procesos.

Deben saber hacer páginas web fáciles, accesibles y compatibles

Los buenos diseñadores saben que las páginas web exitosas son aquellas que están pensadas para todo tipo de usuarios y todo tipo de dispositivos. Estas no solo deben funcionar bien para usuarios conocedores de la tecnología, sino también para aquellos usuarios no tan acostumbrados al manejo de Internet. Así mismo, deben responder ante ordenadores o dispositivos menos potentes al promedio, ya que no todos los usuarios tienen acceso a lo último en tecnología. Aquí interviene, lo que conocemos como diseño responsive, el cual te permite llegar al usuario desde su ordenador, móvil. Tablet, etc.

Integración con tus logos y tu imagen corporativa

Un buen diseñador de páginas web, debe poder saber integrar tu logo y tu imagen de empresa.  Esto debe ser así, incluso en el caso en que el diseñador de tu logo, sobres de correo, tarjetas de visita y demás,  sea otra empresa diferente a la que te está haciendo el diseño de la página web.

Presupuesto a la medida del proyecto

Por supuesto, la inversión que te exigirá la agencia para desarrollar tu proyecto es un elemento muy importante a tomar en cuenta. Una buena agencia de diseño web sabe la diferencia entre invertir y derrochar. Deberá poder adaptar lo que puedes pagar en una página web que cumpla con tus objetivos, ya sea una web tipo plantilla o un  diseño Premium diseñado con elegancia y que se adapte a todos los dispositivos móviles.

Aquí deberás informarte si el presupuesto que te está enviando una agencia incluye todo el diseño de la web, incluyendo imágenes, redacción de textos necesarios, revisiones, etc. Esto te servirá para descartar aquellas empresas que puedan ir incrementando el diseño web en función del contenido que haya que añadir a la web, o que cobre un extra por imágenes adicionales, o por incluir más pestañas de servicios.

Buen portfolio

El portfolio (o cartera de clientes) de una empresa de diseño web, muestra algunos de los trabajos que han realizado, por lo que si les pides verlo, te servirá de orientación para saber qué diseños web son capaces de realizar, y si se ajusta a tus requerimientos, visión y estilo.

También es importante saber si las empresas de diseño web tienen experiencia en tu sector en concreto, ya que aunque esto no es determinante, puede ser muy útil a la hora de desarrollar tu proyecto.

El hecho de haber tratado mercados parecidos al tuyo, les daría un plus de confianza y experiencia a la hora de diseñar la web, pensando en cuáles son los clientes potenciales y cómo buscan en Google. Además que ya habrán probado las cosas que funcionan y que no.

Igual, las agencias de diseño y posicionamiento web suelen tener que poder adaptarse a diferentes sectores y proyectos depende de la demanda de sus clientes, teniendo así que reinventarse todos los días. Así que sí ves que la empresa en cuestión no ha trabajado en tu sector y de todas maneras estás muy interesado en contratarla, esto no debería representar un problema, ya que igual estarán obligados a convertirse en expertos de tu sector para ayudar a tu empresa.

Para terminar, habrás elegido sabiamente si:

  • No diseñas tu propia web o se lo pides de favor a tu amigo informático
  • Buscas una empresa seria y de confianza para que te ayude con tu web y tu visibilidad en Google
  • Quieres buen contenido único redactado por expertos
  • Quieres y exiges una página web que atraiga nuevos clientes (por el mismo precio)
  • Necesitas una web adaptada a dispositivos móviles
  • Dedicas un presupuesto medio para el diseño y el SEO de tu web
  • Quieres tu web de servicios para dentro de 1-2 meses
  • Has mirado el portfolio de las empresas de diseño web que has seleccionado como candidatas
  • Has escogido una empresa de diseño web con experiencia en sectores parecidos al tuyo
  • Has escogido una empresa de diseño web que también es experta en SEO
  • Quieres que la empresa de diseño que elijas te acompañe en tu camino en Internet, y no desaparezca una vez hecho el diseño web