Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

¿Qué permisos retribuidos nos han de conceder a los trabajadores las empresas españolas?

España es, con diferencia, uno de los países que más está avanzando en lo que respecta a los derechos de los trabajadores y es que podremos quejarnos por los salarios que tenemos o por los días de vacaciones, pero si nos paramos un poco a pensar, en los últimos 50 años hemos mejorado de una forma muy considerable, tanto como trabajadores, como como sociedad.

Así, hoy en día se establecen por ley nuestras jornadas laborales máximas, así como los días que nos corresponden anualmente de vacaciones, pero no solo eso, sino que, sin ir más lejos, tal y como se recoge en la web del Ministerio de Trabajo y Economía Social, en nuestro país existen una serie de permisos retribuidos y no retribuidos que vienen fijados en diferentes leyes y reales decretos.

Por todo ello, con el paso de los años nuestra vida y nuestra conciliación familiar ha ido mejorando mucho y de una forma muy considerable, al menos en nuestro país, aunque podemos extenderlo a todo Europa y gran parte del globo. Sin embargo, todas estas mejoras que hemos ido consiguiendo los trabajadores gracias al esfuerzo y dedicación suponen, muchas veces, un verdadero quebradero de cabeza para los profesionales de recursos humanos que ven como, con el paso del tiempo, todas las normativas se van actualizando y cambiando. Por ello, si vosotros no os queréis perder en esta mañana de reglamentos y actualizaciones, nosotros os recomendamos que deleguéis vuestra gestión de recursos humanos en Kairos, expertos en gestión personal de recursos humanos, puesto que ellos  están al día de todas las novedades reglamentarias que existen en nuestro país y, como parte de su trabajo, conocen de primera mano que, entre otros, algunos de los permisos retribuidos de los que podemos disfrutar los trabajadores son:

  • Siempre y cuando se avise con quince días de antelación el disfruto máximo del permiso es de 15 días naturales.
  • Nacimiento del hijo o fallecimiento. Por nacimiento de un hijo son 16 semanas, de las cuales las dos primeras semanas las tendrán que disfrutar de forma ininterrumpida. Por su parte, por el fallecimiento de un familiar son de 2 a 4 días dependiendo del desplazamiento.
  • Accidente o enfermedad grave. Los permisos por enfermedad tienen una duración variable dependiendo de si es por enfermedad común o si fue provocada por alguna cuestión relativa a la empresa.
  • Hospitalización o intervención quirúrgica sin hospitalización. En este caso tendremos un permiso, incluso si requiere reposo domiciliario de parientes hasta segundo grado de consanguinidad o afinidad.
  • Traslado de domicilio habitual. Se establece en un día libre el permiso por mudanza, sin distinguir si el traslado es a otra ciudad o en la misma, y, en ambos casos, se tiene permiso retribuido en la empresa.
  • Compromiso inexcusable de carácter público o personal. Este apartado puede estar sujeto a normas internas. En caso de que el empleado reciba algún tipo de indemnización por su labor, esta se le descontará del salario que corresponda.
  • Situación de excedente forzoso. En caso de que el trabajador no pueda trabajar en más del 20% de la jornada comprendida durante tres meses.
  • Compromisos sindicales o de representación personal. También en la participación en comisiones negociadoras de convenios colectivos, si la empresa está involucrada en esa discusión.
  • Casos médicos con bebés o de adopción. Para la realización de exámenes prenatales y técnicas de preparación de parto, mientras que, en los casos de adopción, para la asistencia a sesiones de información y preparación para estas circunstancias. Estos permisos deberán ser durante la jornada laboral. Este es un permiso laboral individual, sin embargo, en caso de que se presenten dos o más casos, la empresa podrá limitar alguno de ellos si afecta a la dinámica de trabajo.
  • Nacimiento prematuro del hijo o hija. En esos supuestos o debido a cualquier hecho en el que deban permanecer hospitalizados se concederá un permiso.
  • Si el empleado está involucrado en un proceso en el que es parte del jurado y debe tomar una decisión al respecto, de carácter público o personal.
  • Asistencia a exámenes. Se considera parte de los permisos la ausencia para la presentación de exámenes académicos o profesionales.

La formación de los trabajadores también es un permiso retribuido para los trabajadores

Los empleados con al menos un año de antigüedad en su compañía podrán tener un permiso retribuido de 20 horas anuales de formación vinculada con su actividad profesional dentro de la empresa. Estas horas son acumulables por un período de hasta cinco años y cabe reseñar que esto se adecúa a los convenios empresariales de cada organización.

Más leidos

La evolución del coworking

El coworking ha revolucionado la forma de trabajar en las oficinas, convirtiendo un sistema de trabajo clásico en toda una

Más vistos

Facebook
Pinterest
LinkedIn

Top Trending

PUBLICACIONES relacionadas

Beneficios de la reparación electrónica industrial

La reparación electrónica industrial, como nos revelan tecnomotioncontrol.com desde su experiencia, es una alternativa es bastante inteligente. Pensemos que la electrónica debe estar fuera del flujo de los residuos industriales, ayudando

La importancia de un buen asesor fiscal

¿Cuál es la importancia de un asesor fiscal? Su importancia se debe, sobre todo, a que se trata de un profesional especializado en asesorar y gestionar las obligaciones fiscales que tienen

Scroll al inicio