Los medicamentos que siempre debes tener en casa

Los medicamentos que siempre debes tener en casa

En nuestro día a día es muy común que experimentemos ciertas dolencias físicas a raíz del estrés de una rutina laboral demandante, algún pequeño incidente como una caída, un mal golpe, una cortada, o por ejemplo, en el caso de las mujeres, debido a la menstruación. Y es que tener un dolor de cabeza que está afectando tu desempeño en el trabajo o la escuela, o sentir de pronto una acidez estomacal por algo que comiste y no te cayo bien nos ha pasado a todos.

Aunque siempre la recomendación frente a alguna dolencia es no automedicarse y asistir a consulta con tu médico para que él sea quien te recete el tratamiento adecuado, si es verdad que no vamos a ir a donde nuestro especialista por un dolor de vientre o un pequeño cólico. En estos casos, existen medicamentos que se pueden adquirir en la farmacia sin necesidad de prescripción médica y que debemos intentar tener siempre en casa para aliviar ciertos malestares. Acompañamos a ver cuales son estos infaltables.

Los medicamentos imprescindibles

El equipo especialista de la Farmacia San Félix 75 nos han comentado los medicamentos que ellos suelen recomendar a sus clientes tener siempre en casa:

  • Paracetamol

Este es el medicamento por excelencia para calmar el dolor y la sensación de fiebre, debido a su demostrada seguridad.

Por ejemplo, en el caso de la fiebre y sus síntomas, estos suelen venir ocasionados por un virus que remitirá en pocos días gracias a nuestro sistema inmunitario, pero mientras esto sucede necesitamos aliviar las molestias ocasionadas con un antitérmico, siendo la dosis recomendada de paracetamol para personas adultas que pesan más de 50Kg de 1000 mg cada 8 horas.

Eso sí, es importante acotar que si los síntomas no remiten entre 24 y 48 horas después de su aparición, lo mejor es suspender cualquier medicamento y acudir de inmediato al médico.

  • Ibuprofeno

Se trata de un analgésico y antipirético con efecto antiinflamatorio, ideal para tratar los dolores menstruales y abdominales, en especial en combinación con hioscina o butilbromuro de hioscina

  • Antiácidos

La acidez se caracteriza por una sensación molesta de ardor en el estómago o entre la boca y el estómago y que se origina por algo que comimos y que nos sentó bien o por cambios en nuestra dieta que debemos vigilar. No obstante, quizá es el estrés uno de los mayores culpables de esta molestia.

Para aliviar esta sensación, debemos contar en casa con antiácidos para tomar después de cada comida y evitar la aparición de la acidez .

  • Diclofenac de uso tópico

Se trata de otro tipo de antiinflamatorio que viene en presentación de crema o spray y que es muy efectivo en el tratamiento de la inflamación y el dolor ocasionado por caídas, golpes o torceduras.

Igualmente, puedes encontrarlo en forma de tabletas, pero se recomienda mucho es su versión tópica ya que el alivio es inmediato, al actuar directamente sobre la zona con dolencia.

  • Loratadina o Cetirizina

Son antihistamínicos, mejor conocidos como antialérgicos, que ayudan a disminuir los síntomas de estornudos, lagrimeo y secreción nasal, muy característicos de la rinitis alérgica. La única contraindicación, es que suelen producir sueño, por lo que debes tomar tus precauciones al respecto.

  • Corticoides tópicos y antihistamínicos orales

Los corticoides suelen ser muy efectivos en caso de picaduras de insectos y eczemas. Así, tenemos su versión tópica que se administra en la zona afectada tres veces al día hasta que los síntomas remitan.

Pero, además, en caso de que este no surta el efecto deseado, también podemos apelar por el antihistamínico oral, el cual controlará la picazón. Este se recomienda tomar una sola vez al día, siempre tomando en cuenta que pueden producir somnolencia, por lo que debemos tomar ciertas precauciones al respecto.

Por último, es muy importante que no apliques los corticoides tópicos por más de dos semanas consecutivas a excepción que tu médico sea el que te lo haya indicado.

  • Sulfadiacina argéntica (Silvederma)

Otra molestia muy frecuente es la generada por las quemaduras cutáneas (de primer grado). Estas  suelen producir dolor y enrojecimiento en la piel, al menos por una semana.

Para aliviar sus síntomas, lo primero y más importante es saber distinguir que se trata de una quemadura de primer grado. Por ejemplo,  si observamos ampollas, ya no son de primer grado y requieren de visita urgente al especialista.

En caso de que sean de primer grado y hayan sido ocasionadas por el contacto con un elemento caliente, como el  agua, aceite u otros objetos (horno, plancha, por ejemplo), se deben lavar con agua a temperatura ambiente a chorro, de forma rápida e inmediata, y durante un buen rato. Luego, hay que proceder a secar bien la zona, cuidando de no friccionar y aplicar la crema.

Hacemos hincapié en que el agua que utilizamos para lavar la quemadura debe estar a temperatura natural ya que hace que la quemadura no lesione tejidos más profundos. Mientras que, si se aplica agua demasiado fría puede causar el efecto contrario.

Finalmente, al igual que sucede con las quemaduras que no son de primer grado, las que sean ocasionadas por electricidad o productos corrosivos, no se deberán atender en casa, sino más bien buscar la ayuda de un médico.

  • Bencidamina

Este es muy recomendado para tratar el dolor e irritación de boca y garganta. Se puede encontrar tanto en presentación de uso tópico, como en solución para gargarismos o en aerosol.

  • Supositorios de glicerina para uso pediátrico

En caso de tener niños pequeños en casa, también es esencial contar con supositorios de glicerina de uso pediátrico en tu botiquín.

Este será muy útil para cuando tenga un estreñimiento ocasional, ya que ofrece un alivio rápido y directo, con un efecto laxante.

Debes administrarlo por vía rectal y siempre siguiendo las indicaciones de aplicación que haya hecho el médico pediatra.

Estos, sin duda, son los de uso más extendido, pero podemos complementarlos con otros medicamentos como:

  • Apiretal, que es el Paracetamol infantil
  • Mucolíticos como Mucosan
  • Antitusivos
  • Protectores gástricos
  • Spray nasal
  • Suero fisiológico
  • Colirios
  • Vitaminas
  • Productos para reforzar las defensas

Así mismo, los expertos no has hecho una lista de medicamentos necesarios según el tipo de dolencia que más comúnmente se suelen sufrir:

  • Fiebre y dolor.Paracetamol, para aliviar el dolor y bajar la temperatura, ibuprofeno, y aspirina (ácido acetilsalicílico).
  • Molestias gástricas.Antiácidos, como el bicarbonato, y el omeprazol y la  ranitidina, los cuales si deberán ser recetados por tu médico de confianza.
  • Recolonizadores intestinales (lactobacilos) y los antidiarreicos, para los cuales necesitarás una prescripción médica.
  • Tos y flemas. Expectorantes y fluidificantes para mejorar los síntomas respiratorios.
  • Dolor articular o reumático.Antiinflamatorios no esteroideos que ayuden a calmar los síntomas sin causar molestias en el estómago.
  • Reacciones alérgicas.Los antihistamínicos de los que hablamos anteriormente, y que como suelen causar somnolencia, no debes ingerir si vas a conducir.
  • Picaduras de insectos. Amoniaco para su uso tópico, el cual es muy eficiente al neutralizar los ácidos del veneno de los insectos.
  • Quemaduras. Pomadas antisépticas y cicatrizante.
  • Heridas. Alcohol, soluciones desinfectantes, tiritas, etc.

Lo que ya no queda en las farmacias

Además de los medicamentos de los que te hablamos anteriormente, también es importante tener en casa esos productos, que por una u otra razón suelen escasear en las farmacias. Por ejemplo, sucedió durante la pandemia que  los geles antisépticos, tan necesarios para mantenernos seguros contra el Covid, se empezaron a agotar en todas las farmacias debido a su alta demanda, al igual que las mascarillas y el alcohol de 70º y 96º. Estos seguidos por una escasez en termómetros y hasta Paracetamol.

Incluso, a hoy en día, siguen siendo de los productos más vendidos a nivel mundial, vendiéndose hasta el triple de la cantidad que en los meses antes de la pandemia. Esto debido a ser las medidas eficaces que las autoridades sanitarias han recomendado para bajar la fiebre y otros síntomas del Covid, además de como medidas barrera contra el mismo.

El botiquín de primeros auxilios

La Cruz Roja, por su parte, hace hincapié en lo importante que es tener un botiquín de primeros auxilios completo en casa, lo que quiere decir que esto no se trata solo de medicamentos.

El botiquín de primeros auxilios no debe confundirse con el dispensario de medicamentos que debemos tener en casa. Este debe contener más bien productos como un termómetro, un aparato para la tensión arterial, analgésicos/antitérmicos, una crema antiinflamatoria, una pomada para pequeñas quemaduras, una crema antihistamínica…

Asimismo, en él no puede faltar:

  • Suero fisiológico para limpiar heridas.
  • Antiséptico, como la povidona yodada, para prevenir la infección en caso de heridas.
  • Gasas de diferentes tamaños.
  • Esparadrapo
  • Tiritas
  • Tijeras de puntas redondeadas.
  • Pinzas sin dientes.
  • Vendas hemostáticas de diferentes tamaños.
  • Mascarilla de protección facial
  • Guantes de látex o vinilo
  • Toallitas con alcohol.
  • Pañuelo triangular, el cual se recomienda que sea de un tamaño aproximado de  140x100x100 cm. Este lo usaremos para improvisar un cabestrillo, cubrir heridas, quemaduras, improvisar un vendaje…